miércoles, abril 13, 2005

La mayor campaña al menor precio

Es un hecho que Mar adentro (Sea Inside, 2004) de Alejandro Amenábar se aprovechó; mediante una historia que expresa una irresponsable concepción de un tema de debate público, para promoverse en los medios y, así, darse una promoción por la que no tuvo que pagar demasiado.
No se puede negar que Mar adentro (Sea Inside, 2004) sea "técnicamente" una excelente película, pero en el aspecto del guión y su estructura no puedo decir más que es el de una TV movie (telefilme) que se ha sabido explotar muy bien con un buen reparto y un equipo de artistas de primera categoría. Además, Mar adentro no innova en cuanto al tratamiento de la vida de Ramón Sampedro en pantalla. En realidad es una copia de base de un telefilme (TV movie catalogado por Telemadrid como "documental") llamado Condenado a vivir (2001), dirigido por Roberto Bodegas y con un guión de Javier Maqua y que; por su escasa factura técnica y económica, no ha tenido el bombo y martillo de la protagonista de este artículo.
Antes de seguir creo importante decir que la eutanasia es un debate social que se encuentra a la orden del día, y aunque no es función de este foro meterse en temas moralistas sí considero que es una cuestión que interesa más a los gobiernos de los países del primer mundo que a los propios ciudadanos. Y es que éstos, al ver avejentada su población se esmeran en bajar sus altísimos déficits de seguridad social (en pocas palabras estamos vendiendo a nuestros enfermos y abuelos que con tanto esfuerzo nos han puesto donde estamos).

Los "protagonistas del asunto", las propias personas de la tercera edad y enfermos terminales, brillan por su ausencia en las declaraciones y opiniones en los medios públicos. Únicamente vemos foros de políticos de una media 50 años que qué van a saber del sufrimiento previo a la muerte, los que me gusta llamar "verdugos de la democracía".
Por eso no es de extrañarse que miles de ancianos de los países con "mejores condiciones de vida" (como Suecia y Holanda) comiencen una diáspora de sus patrias con el temor de que se les conceda "la muerte digna".

Ahora sí hablemos de esta campaña, que es, ¡impresionante!. Esto porque, gracias a un tema que causa revuelo (como ya lo hizo Mel Gibson con La Pasión [The Passion of the Christ] o Michael Moore con Fahrenheit 911 [aunque a diferencia de estas dos Mar adentro sí es "políticamente correcta"]) convierten a los medios en sus aliados, -ya sea con comentarios positivos o negativos-. Éstos hacen eco de la película sin que los distribuidores necesiten siquiera enviarles el press kit (el paquete de información que envían los distribuidores a los medios para que hablen de sus películas). De esta forma la promoción gratuita que este filme ha recibido en medios ha sido masiva. Con esto no pongo en duda que Sogepaq se haya gastado mucho dinero en publicidad y que la propia figura de Alejandro Amenábar venda por sí sola, pero sí afirmo que la inversión ha sido mucho menor que la promoción recibida. Y pienso que esto se debe al tratamiento de un tema de alto revuelo social y político, realizado con maquillaje humanista y que intenta hacer ver como normal una situación depresiva que no lo es en ningún caso. Con todo ello se trajo nuevamente al debate público el tema de la eu-tanatos, el problema es que se hizo de una manera artificiosa y provocada (algo que en mi muy humilde opinión es muy irresponsable).

¡Felicidades a Alejandro Amenábar!, un genio económico y artístico... "Bien merecido" su resultado en taquilla gracias a la producción de una película que se vende sola gracias a los medios. Aunque, lo siento, pero por ese guión tan mediocre (además de su irresponsable y parcial planteamiento de la eutanasia) no puedo compartir la idea de que merezca ese Oscar o tantos premios Goya.
Fernando

2 Haz un comentario

At 5:55 p. m., Blogger Pablo Guerrero said...

en el clavo tio

 
At 11:33 p. m., Blogger Javier said...

Es original el blog, la verdad es que en pocos sitios puedes encontrar comentarios acerca del modo en que se publicitan las películas...

 

Publicar un comentario

<< Página principal